ROSQUILLAS DE HOMER

 Ya sólo me venía a la cabeza a Homer Simpson comiendo rosquillas, vaya a Homer, a los policías mientras esperan en sus coches, y a todos los estadounidenses en general. Parece que es algo tan americano como la Estatua de la Libertad.
   Para 12 rosquillas.
Mezclamos 500 gr de harina con una cucharada de levadura en polvo, una pizca de sal, otra de nuez moscada y un poco de a pimienta negra molida.
   Aparte batimos 2 huevos con 250 gr de azúcar y un sobre de azúcar avainillada, hasta que quede espumosa. Agregamos 250 ml de leche y 60 gr de mantequilla reblandecida en el microondas. Añadimos a esta mezcla la de la harina y amasamos suavemente hasta que quede todo bien integrado. Tapamos con un film y dejamos reposar en la nevera unos 30 minutos.
   Pasado este tiempo extendemos la masa sobre una superficie enharinada hasta que tenga un grosor de un poco menos de un centímetro. Mientras ponemos a calentar abundante aceite en una sartén. Con un cortapastas grande hacemos círculos en la masa, y con otro pequeño le cortamos el agujero del centro, de forma que nos queden rosquillas, que iremos friendo en la sartén. Después dejamos escurrir en un papel de cocina para que absorba el aceite sobrante. Para hacer la glasa, ponemos en un cuenco el zumo de medio limón y le vamos agregando azúcar glass a cucharadas hasta que obtengamos una masa espesa.Necesitaremos aproximadamente 150 gr de azúcar. Ponemos unas gotas de colorante rojo y pasamos a un biberón de cocina o a una manga con boquilla redonda y fina. Adornamos haciendo rayas y espolvoreamos con corazones, bolitas, fideos, etc, antes de que se seque la glasa.